¿Qué es el sauco y para qué nos sirve?

¿Qué es el sauco y para qué nos sirve?

El sauco es una sustancia muy utilizada en la medicina tradicional ya que se le atribuyen diversas propiedades que pueden ayudar a prevenir y combatir diferentes padecimientos, desde una gripe común hasta el estreñimiento.

Conocida también como Saúco Negro, (o Elderberry en inglés) es una baya de dicha hierba que podemos encontrar en Europa y Norteamérica, la cual puede consumirse en forma de té después de hervirla, pero es más práctico adquirirla en su presentación de suplemento.

¿Para qué sirve y cuáles son sus beneficios?

Las bayas de sauco son ricas en diferentes vitaminas y minerales, por lo que el consumo de éstas en forma de suplemento puede ayudarnos a completar la ingesta diaria de varios nutrientes como la Vitamina A, B6 y Potasio.

Pero mucho ojo acá, porque si planeas consumirlo en forma de suplemento, debes asegurarte de que se trate de un producto 100% orgánico para obtener los beneficios de sus propiedades, y revisar también que tenga cantidades mínimas de azúcares si lo empleamos en su presentación de jarabe.

Ahora bien, como dijimos antes, en medicina tradicional suele utilizarse como un remedio para diversas enfermedades como resfriados, tos y estreñimiento. Eso provoca que muchos vean este suplemento como una medicina y puede derivar en una ingesta excesiva y no supervisada del mismo.

Sus propiedades curativas no están comprobadas por entidades sanitarias de regulación como la FDA (Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos), pero su contenido rico en vitaminas y minerales la convierten en una gran opción para reforzar nuestro sistema inmune, lo que además de ayudarnos a ser menos susceptibles a enfermedades, también contribuye a que la duración de éstas sea más corta cuando llegamos a padecerlas.

La cantidad diaria de sauco que podemos consumir no es específica, aunque generalmente se recomienda tomar una cucharada al día si lo empleamos en forma de jarabe. Lo mejor es consultar con tu médico la dosis adecuada y suspender su ingesta si se presentan síntomas de alguna enfermedad después de comenzar a tomarlo.